ESCUCHA con solo abrir ésta página nuestra emisora Católica que reflexiona la SANA DOCTRINA

Necesita Instalar Flash Player para usar este reproductor
 

¿Ya visito...

?

¿Cuál es la PAZ que buscamos los Colombianos?

Marchas, Mensajes y diversas expresiones del Pueblo pidiendo Libertad de Secuestrados y acciones de Paz por parte de grupos extremos mientras diversas verdades salen a la luz pública, mostrando el grave daño que causan las visiones decadentes del mundo.

"la guerra nunca es inevitable y la paz es siempre posible. ¡Más aún, es un deber! Ha llegado por tanto el momento de cambiar el curso de la historia, de recuperar la confianza, de cultivar el diálogo, de alimentar la solidaridad".

BENEDICTO XVI

El pueblo colombiano ha comprendido las funestas consecuencias que la violencia, bajo cualquier pretexto, desde cualquier tipo de argumanetacion, tiene en la vida de todos. Durante los últimos años, ha podido comprobar que la paz es posible, que el terrorismo representa una falsa alternativa y por tanto, se está avanzando por camino que podría dejar aislados a los violentos.

En pasados hechos que aun se recuerdan, como el 4 de Febrero, y posteriormente el 20 de julio o el 28 de Noviembre (2008) se realizaron multitudinarias marchas POR LA LIBERTAD DE LOS SECUESTRADOS, en jornadas simultáneas en Colombia y grandes ciudades del mundo.

Ante esta situación de clamor nacional contra el terrorismo, el secuestro y en general todo acto contra la vida, y nuevos aires al apoyo internacional, es importante realizar una profunda reflexión en torno al significado de la PAZ, cómo obtenerla y de parte quién vendrá, ¿Cuáles son sus alcances ? ¿Cómo mantenerla?

Diversos enfoques de la Paz

Hay quienes consideran que la paz sólo se obtendrá cuando haya justicia social. Benedicto XVI ha dicho:

"Los indecibles sufrimientos de los pueblos y de las personas, entre ellas no pocos amigos y conocidos míos, causados por los totalitarismos nazi y comunista, siempre me han interpelado íntimamente y animado mi oración. Muchas veces me he detenido a pensar sobre esta pregunta: ¿cuál es el camino que conduce al pleno restablecimiento del orden moral y social, violado tan bárbaramente? La convicción a la que he llegado, razonando y confrontándome con la Revelación bíblica, es que no se restablece completamente el orden quebrantado, si no es conjugando entre sí la justicia el perdón. Los pilares de la paz verdadera son la justicia y esa forma particular del amor que es el perdón. "

Pero, aunque todas las personas de bien queremos justicia social, ésta es sumamente difícil de alcanzar a corto plazo, por cuanto en Colombia y el mundo las desigualdades sociales tienden a crecer; mas aun cuando se avisoran y viven grandes crisis, producidas en parte por el alto nivel de voracidad en que ha caido el capital internacional y el consumismo exacerbado, generando manejos poco éticos que golpean principalmente la población de escasos recursos. En tales circunstancias, decir que la violencia cesará sólo cuando haya justicia social es aceptar la violencia durante demasiado tiempo, es incluso llegar a ver como válido los argumentos que sostienen el enfrentamiento violento.

Cuando se habla de JUSTICIA SOCIAL se expresa una necesidad perentoria y podemos desarrollarla de manera pacífica enarbolando VALORES HUMANOS UNIVERSALES.

El planteamiento de BENEDICTO XVI puesto en la cita anterior, debe ser entendido como la obligación moral que tenemos de promover la justicia en la seguridad que es el camiono seguro.

Debemos perseguir siempre la JUSTICIA SOCIAL, aunque la ausencia de ésta no ha de ser la justificación de la violencia.

De otro lado, hay quienes consideran que la paz es ausencia de guerras, mientras suceden infinidad de cosas que degradan al ser humano. Ejemplo de ello es la "convivencia" que en diversos paises se da con pandillas, o el ejercicio del aborto y la eutanasia de manera permanente, el fomento a la drogadicción y la disfunción familiar. TODO ESTO TAMBIÉN ES UN FACTOR DE VIOLENCIA INTERIOR Y DE AUISENCIA DE PAZ. Muchas tiranías han gobernado en el mundo sin que haya guerras durante largos períodos. Es esta una manera simple de entender el problema. Pero, la ausencia de guerras (con acción de armas) ¿es necesariamente PAZ? ¿Puede sentirse PAZ en ambientes de total decadencia, en medio del vicio? ¿Puede darse en una ausencia total de valores?

¿Qué entendemos por PAZ?

Esta parecería una pregunta con respuesta obvia. Todos tendríamos una definición de PAZ. Pero, ¿hay suficiente claridad de lo qye realmente es?

La palabra PAZ, tiene al menos dos grandes perspectivas y formas de ser entendida: Una, LA PAZ como VALOR y la otra, la PAZ como DERECHO.

La PAZ implica trabajar por una vida en armonía, respeto, tolerancia, comprensión. En otras palabras, requiere el fortalecimiento de los VALORES.

La PAZ implica la aceptación y el respeto de unas normas, leyes, búsqueda de JUSTICIA. Por tanto, requiere el fortalecimiento de los DERECHOS HUMANOS.

Para el cristianismo, la PAZ es una construcción diaria donde cada uno tiene una gran responsabilidad, aunque obviamente los violentos son los principales responsables. No hay paz completa mientras subsiste el odio, el deseo de venganza, la ausencia de fraternidad, corrupción. No hay paz completa únicamente con el silencio de las armas. Resulta interesante recordar cuando Jesús habló de paz. Por ejemplo, en una ocasión dijo: "Os dejo la paz, mi paz os doy; no os la doy como la da el mundo. No se turbe vuestro corazón ni se acobarde." (Juan 14). Por tanto, no serán ni las farc, ni el gobierno de Chavez, o Piedad Córdoba. La verdadera paz la dá Jesucristo y para ello debemos aprender a ponerle en primer lugar.

Todos estamos llamados a ser trabajadores por la paz en Colombia y el mundo, y si somos cristianos católicos estamos obligados a ser ejumplo de ella. Estaríamos equivocados si pensáramos que en las naciones donde hay abundancia hay paz, porque la abundancia en medio de la pobreza es una expresión de incumplimiento del compromiso con los mas necesitados.

El papa Juan XXIII dijo: -“Pacem in terris (La paz en la tierra), profunda aspiración de los hombres de todos los tiempos, no se puede establecer ni asegurar sino se guarda íntegramente el orden establecido por Dios. La Paz ha de estar fundada sobre la verdad, construida con las normas de la justicia, vivificada e integrada por la caridad y realizada, en fin, con la libertad”

ENVIÉNOS OPINION O COMENTARIO

 
 

 

"...es claramente necesaria una acción común en el plano político, económico y jurídico, pero antes que nada, es necesaria una reflexión compartida en el plano moral y espiritual: es cada vez más urgente promover un 'nuevo humanismo'".

"El desarrollo no se puede reducir a un simple crecimiento económico; debe comprender la dimensión moral y espiritual; un auténtico humanismo integral debe ser al mismo tiempo solidario"

BENEDICTO XVI

ROMA AB.11-08

Curso en Línea GRATIS:

"Las Responsabilidades Ciudadanas del Católico"

VER....

Para generar paz debemos tomar conciencia que la mayoría de personas buenas que formamos el pais, debemos actuar de manera responsable.

  • Cada vez que elegimos un candidato corrupto o le apoyamos sin detenernos a mirar sus concepciones frente a la vida y la dignidad humana, estamos nosotros mismos atentando contra la paz.

  • Cuando permitimos que nuestros hijos participen de actividades donde hay narcotráfico o apoyo indirectoa este, estamos atentando contra la paz.

¿Puede la política ser analizada desde el punto de vista de los VALORES HUMANOS?

Anotaciones sobre el Conflicto Colombia-Ecuador

"es cada vez más necesaria que se difunda la cultura de la paz y que se eduque a la paz, sobre todo a las nuevas generaciones. El derecho humano a la paz es un derecho fundamental e inalienable, del que depende el ejercicio de todos los demás derechos".

BENEDICTO XVI

AB. 11-08

"el perdón se opone al rencor y a la venganza, no a la justicia. En realidad, la verdadera paz es « obra de la justicia » (Is 32, 17).

Benedicto XVI

 

 

IR A PORTAL PRINCIPAL DE HUMANET